.
.

URBASA: CUEVA DE LUBIERRI Y TEJO DE OTXAPORTILLO
















Tipo de ruta: Circular.
Distancia: 11,700 Km.
Desnivel máximo: 182 metros.
Ascensión acumulada: 192 metros.




Ver Cueva de Lubierri y megalitos - Urbasa en un mapa más grande

En esta ruta, sin apenas desnivel, vamos a recorrer bosques de hayas entre dolinas, esto es, depresiones en el terreno que a modo de embudos son propias de los relieves cársticos. Las dolinas se forman a partir de aguas pluviales que se encharcan, disuelven el terreno y se infiltran en él. Son sumideros naturales por donde el agua desaparece hacia los acuíferos subterráneos. Estos son los puntos de interés principales:
- Bosques de hayas y dolinas, el paisaje cárstico de Urbasa en estado puro. Veremos a vista de pájaro la dolina de Zulo Haundia de más de medio kilómetro de diámetro y más de 100 metros de desnivel negativo.
- Veremos tres dólmenes y un menhir. El menhir de Bretxaga es uno de los mejor conservados de Navarra.
- La cueva de Lubierri, de fácil recorrido pero muy interesante.
- Visitaremos el Tejo de Otxaportillo uno de los pocos árboles que están declarados monumento natural en la Comunidad Foral y por lo tanto uno de los árboles más importantes y protegidos del Parque Natural de Urbasa.

Esta ruta comienza en los prados de Eskiza. Para llegar al punto de inicio hay que tomar la pista de Otxoportillo que sale a la izquierda de la carretera principal que atraviesa el parque natural. Esta pista empieza a menos de un kilómetro de la entrada al parque por Olazagutía. A los cuatro kilómetros la pista asfaltada deja momentáneamente el bosque y entra en los prados de Eskiza. La carretera atraviesa este raso con abundantes dolinas y cuando va a entrar de nuevo en el bosque vemos una pista de tierra que nace a la izquierda de la pista principal con una señal que solo permite el paso a vehículos autorizados.

(Km. 0,00) Dejamos el vehículo aparcado aquí y comenzamos la caminata por la pista. A la izquierda vemos una rústica cruz. Tras acercarnos a ella volvemos de nuevo a la pista que se dirige hacia el Noreste.
(Km. 0,450) La pista gira hacia la derecha, tomando rumbo Este y se interna en el hayedo.
(Km. 0,840) El primer objetivo importante de la ruta es el menhir de Bretxaga. Aunque está a pocos metros de la pista pasa casi siempre desapercibido para los excursionistas, lo que es una pena ya que es de los mejores menhires que podemos ver en Navarra. Tras haber entrado en el bosque, la pista inicia un ascenso, no muy fuerte pero continuado. Cuando la pista se nivela un poco decreciendo el desnivel, justo antes de que de un ligero giro a la izquierda seguido de otro ligero giro a la derecha, hay que abandonar la pista y subir la loma que nos queda a la derecha, porque encima de la loma, a 140 metros en línea recta está el menhir de Bretxaga.
El menhir aun se mantiene en pie en el claro que aquí hace el bosque, lo que lo hace más singular ya que la mayoría de los menhires conservados están tumbados. Mide de largo 2 metros y medio y sesenta centímetros de ancho. El menhir está orientado al Sureste, de la mejor manera para seguir el recorrido del sol en las primeras horas del día.



(Km. 3,700) De vuelta a la pista continuamos rodeados de hayas durante algo más de tres kilómetros y medio. La pista pasa junto a una gran dolina que queda a la izquierda. Nos asomamos a ella y a la derecha vemos la gran boca de la cueva de Lubierri. La entrada tiene más de 10 metros de anchura y más de cuatro de altura. Nos podemos sumergir sin peligro en ese mundo de penumbras tan sugerente que es una cueva. Seguro que los habitantes prehistóricos de Urbasa hicieron uso de esta cavidad, bien como vivienda o bien como redil de ganado. Conviene llevar linterna para explorarla.
Otro de los encantos de esta cueva es que se puede atravesar en su totalidad (casi 100 metros de recorrido) y salir por su boca Este, más pequeña pero con formaciones calizas.
Tras disfrutar de la aventura que siempre supone una cueva ahora vamos a buscar dos dólmenes cercanos y a obtener una buena panorámica de la dolina Zulo Haundia. Para ello, al salir de la cueva por la entrada Este subimos al pedregal que hay por encima de la boca de la cavidad. Hay que atravesar el pedregal hacia el Norte.

(Km. 4,050) Tras atravesar 150 metros de camino poco cómodo entre las piedras enlazamos con otra pista y la seguimos hacia la derecha.
(Km. 4,240) Siguiendo doscientos metros la pista se llega a una zona de roquedo donde se tiene una buena panorámica del parque natural. Justo debajo nuestro vemos una gran dolina circular totalmente cubierta de hayas con un desnivel negativo que llega a los 100 metros. Es el Zulo (agujero) Haundia, seguramente la dolina más grande e Urbasa.


(Km. 4,600) Volvemos sobre nuestros pasos siguiendo la pista en dirección Oeste hasta llegar a un cruce de caminos. Hay aquí cuatro pistas. Una a la izquierda, una justo a la derecha que parece que vuelve en la misma dirección, y otra segunda a la derecha que es la que tenemos que coger. Hay marcas amarillas y blancas de sendero de pequeño recorrido.
(Km. 4,700) Enseguida llegamos al dolmen de Lubierri 1. Destaca el túmulo que además está al lado de una dolina. Conserva dos piedras de la cámara funeraria.
Desde el dolmen el camino no está bien definido y tenemos que avanzar siguiendo el cordal, sin perder altura, en dirección Este.


(Km. 5,000) A trescientos metros damos con el dolmen Lubierri 2, también señalado por el Gobierno de Navarra con una placa en el suelo. Este se conserva peor que el otro, tanto el túmulo como la cámara. De la cámara hay varias grandes piedras movidas de su posición original y caídas sobre el túmulo.
Desde aquí se puede volver por el mismo camino a la cueva y al punto de inicio. Pero he incluido un amplio desvío para ver el Tejo de Otxaportillo, uno de los árboles declarados monumentos naturales de Navarra. Para llegar a él hace falta el GPS o una brújula y buena orientación.
(Km 5,350)) Desde el segundo dolmen hay que ir campo a través, atravesando el bosque de hayas, en dirección Sur durante algo más de 300 metros, hasta enlazar de nuevo con la pista por la que habíamos ido hacia la cueva. En la pista tirar hacia la izquierda.
(Km. 5,540)) Hay que salirse de la pista principal por la izquierda a un claro en el bosque. Desde aquí toca la aventura de sumergirse en el bosque sin caminos marcados. Nos internamos en el arbolado y nos dirigimos en dirección Sur-Sureste rodeando dolinas y buscando el mejor camino posible. El objetivo es buscar la pista ancha que lleva a Otxaportillo ya que el tejo está cerca de la misma. Advierto que sin GPS encontrar el Tejo monumental es un buen ejercicio de orientación.
(Km. 7,00) El tejo se encuentra a poco más de 100 metros de la pista sobre un alto pedregoso y rodeado de hayas. El color más oscuro de sus hojas nos ayudará a dar con él. Yo llegué al tejo antes de llegar a la pista. Para quien llegue a la pista de Otxaportillo sin encontrarlo lo que tiene que hacer es buscar desde la pista principal otra que está prohibida para el paso de vehículos no autorizados. Esta pista la encontrará siguiendo hacia la izquierda la pista principal si desde el desvío campo a través se ha seguido la dirección Sur sin desviarse. Esta pista secundaria prohibida para vehículos da un giro a la izquierda a pocos metros de su inicio seguido de otro más cerrado a la derecha. Justo en esta última curva vemos un pedregal a la derecha de la pista. Lo subimos campo a través y lo atravesamos hacia el Este-Noreste 150 metros para dar con el tejo.
El tejo mide casi cuatro metros de diámetro. Sólo hay tres tejos en toda Navarra considerados monumentos naturales. Aguanta estoico y solitario, habiendo conquistado esta zona pedregosa donde las dueñas de Urbasa, las hayas le han dejado respirar. Este árbol es el abuelo en edad de todos los árboles que vemos alrededor.


(Km. 7,150) Desde el tejo, al Sur, entre la maleza ya vemos la pista de Otxaportillo. Vamos a la pista y ahora la seguimos a la derecha para volver al coche.
(Km. 10,200) Llegada al coche, pero todavía podemos hacer un desvío muy interesante para dar con el dolmen de Armorkora Haundi. De nuevo hay que seguir el GPS o confiar en la orientación y en un poco de suerte para dar con él.
El dolmen está a 630 metros en dirección Sur-Suroeste desde el aparcamiento. Todo el camino es campo a través, sin sendero, entre el bosque de hayas.


(Km. 10,750) Cerca del dolmen hay los restos de varias cabañas de piedra, seguramente de pastores. Cerca de ellas me llamaron la atención varias piedras hincadas alineadas, como pequeños menhires de un metro de altura, juntas y en fila. Es la primera vez que veo una cosa parecida. Seguramente tenga que ver con las ruinas de cabañas cercanas y sea moderno, pero también podrían tener alguna otra función que se nos escapa y ser restos más antiguos. A menos de 100 metros al Sur de esta curiosa estructura de piedras hincadas en el suelo esta…

(Km. 10,900) …el dolmen de Armorkora Haundi. De los tres dólmenes de la ruta este es el más espectacular. Aunque la cámara no se conserva bien, destaca la gran estructura tumular de piedras cuyo color blanquecino resalta en el claro donde se encuentra.


(Km. 11,700) Tras visitar el dolmen sólo queda regresar al coche.

Si te ha gustado, o no, la ruta te agradecería que la comentaras. Gracias.

Los tracks y waypoints de la ruta se pueden descargar aquí.

Mas rutas de Julio Asunción en este link.

10 comentarios:

  1. gracias por tus notas
    son de gran ayuda
    punks montañeros
    brigada patonejos

    ResponderEliminar
  2. Una ruta fantástica. He ido varias veces por la zona y no la conocía.
    Gracias
    Roberto Larrañaga

    ResponderEliminar
  3. Me interesa mucho esta ruta, me la guardare para tenerla en mente.
    Eskerrik Asko.

    ResponderEliminar
  4. Gracias por compartir esta información tan interesante, intentaré hacer la ruta completa ;)

    ResponderEliminar
  5. Hola Julio.

    Este sábado pasado estuvimos por esa zona, y leyendo tus notas y fotos observo que la foto no pertenece al Tejo de Otsaportillo declarado como Monumento Natural. Gracias a que las hayas estaban desnudas pudimos localizar el primero (el de tu foto) en un canchal de piedras rodeado de hayas. Entrando desde la pista de Otsaportillo, se encuentra a la derecha. Un hito de piedras, más bien, una piedra hincada nos llamó la atención. Sin embargo, cuando continuamos por la pista en dirección los dólmenes y cuevas de Lubierri, nos encontramos a la izquierda con el "Tejo". Es más grande que el anterior y han talado alrededor algun haya para que tenga más luz. Su forma es cónica y es espectacular su tronco nudoso y revirado y robusto.

    Enhorabuena por la ingente cantidad de datos que aportas en todas tus webs y rutas por Navarra. Gracias por tu generosidad al compartir.

    Saludos. Eduardo Gómez (@e13sirio)

    ResponderEliminar
  6. patonejos en ruta:
    seguimos caminando... hoy por hoy el camino al tejo esta señalizado y limpio, podria hacerlo hasta un paralitico. el paraje sigue sin perder su encanto. una gozada de lugar. ya van 7 visitas!!!

    ResponderEliminar
  7. Are you tired of looking for bitcoin faucets?
    Triple your claimed satoshis with this amazing BITCOIN FAUCET ROTATOR.

    ResponderEliminar

Búsqueda de rutas

Datos personales

Mi foto
Historiador y guía turístico. Autor de "Guía arqueológica de Navarra", "8 planes originales para conocer Navarra" y coautor de "Cuando las cosas hablan". Colaborador de las revistas "Conocer Navarra" y "Pyrenaica". Youtuber con más de 1.000 vídeos de contenido cultural. He publicado más de 300 rutas senderistas en la red con más de 2.700 kilómetros de recorridos.